domingo, 12 de enero de 2014

Verde como el Hielo en «La nave de los locos»







A punto de cumplirse un año de haber embarcado por primera vez en La nave de los locos del Profesor Valls, hoy recibo el regalo de que añada mi «Verde como el Hielo» a su biblioteca de a bordo, publicando el microrrelato «Tirria».

Confieso algo ruborizado, por ciertola alegría que para mí supone verme allí una vez más, dado que aún no he logrado sacudirme este vértigo de polizón que me asalta desde aquella primera oportunidad.

Desde aquí le agradezco a Fernando Valls su generosidad para con mis letras y os invito a que os acerquéis a la nave y disfrutéis –en un paseo por sus múltiples cubiertas– de grandes piezas del género. El billlete para el viaje se consigue pinchando este «acceso».


-oOo-

17 comentarios:

Horacio Beascochea dijo...

Felicitaciones Pedro!, abrazo desde Argentina

Patricia Nasello dijo...

En casa de Fernando te he dejado mi alegría por "Verde como el hielo" y mi cariño.

Bravo, Pedro!!!

Dominique Vernay Juillet dijo...

¡Enhorabuena!

Nieves Martinez Menaya dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Nieves Martinez Menaya dijo...

Interesante trabajo utilizando como recurso el reverso, el negativo, desarrollándolo con la misma naturalidad que si expresases lo contrario. Más allá del mensaje, con el que corre paralelo, la forma ondula todo el tiempo hasta la última sílaba en la que aún esperamos que ocurra algún milagro. Y un acierto el título.

Raquel dijo...

Enhorabuena, Pedro, por navegar de nuevo en la Nave de los Locos.

Serán muchos los que disfruten de tu magnífico libro.

Besos!!!

Paz Monserrat Revillo dijo...

Felicidades, Pedro, por el libro , por el relato y por el escaparate.

Lola Sanabria dijo...

Un buen barco para echarse a navegar. Enhorabuena, Pedro.

Triple de abrazos.

Miguelángel Pegarz dijo...

Aunque yo mi opinión sobre este señor me la reservo, porque no me gusta nada el tono que emplea, no cabe duda de que es una figura importante y que es una gran noticia y un gran espaldarazo. Enhorabuena.
Yo tengo que decidir dónde lo encargo (dudas de tener dos librerías, poco tiempo y gusto por los garabatos denominados dedicatorias).

Humberto Dib dijo...

Fui y vine a dejarte mis felicitaciones aquí, Pedro. Porque es aquí donde me siento más cómodo, y porque no conozco la Nave y ando esquivo a participar en nuevos blogs.
Un fuerte abrazo.
HD

Bee Borjas dijo...

Muchas Felicitaciones, Pedro. Esto es lo fenomenal de publicar un material de calidad: solito va haciendo su camino y es imposible que no sea reconocido en todos los lugares. Te lo mereces.
Abrazo enorme, mi amigo!

Ximens dijo...

Felicidades, Pedro, estar en la Nave es estar en el Top del relato y microrrelato.

Piel de Retales dijo...

Me he colado como polizón para disfrutar de esa nave y de tu presencia en ella. Enhorabuena, Pedro.

rebeca martín gil dijo...

Enhorabuena por el relato Tirria. Espero poder hacerme pronto con el libro.

Alfonso Carabias dijo...

Si alguien lo merece, sin duda Pedro, ese eres tú.

Un saludo.

Aristóteles dijo...

Pedro ¡Mi querido Pedro! Muchísimas felicidades. Te sigo.

Mmm,... Iré directamente a España por mi libro ¿Te parece?
En la distancia, por tierra, cruzando el mar y luego llegando a tierra otra vez, un abrazo grande para ti.

Aristóteles dijo...

P.D. Gracias por defender las bibliotecas.